Cerrado por reforma

Posted on Actualizado enn

Imagen: paulaysuscosas.blogspot.com

Soy periodista, pero no por eso tengo que saber de todo y mucho menos tener que poner cada dos días artículos de mi “inspiración” para dar constancia. A muchos les molesta que sus artículos, sudados y trabajados por ellos sean difundidos en otros medios y que se ” lucren” con ello.  Aunque creo sinceramente que nadie va correr el riesgo de plagiar a diestra y siniestra para ganar dinero sin que tenga alguna consecuencia.

Por un lado lo entiendo, porque es su “sudor”, pero por otro no,  porque se supone que más que fin económico, la misión que deben tener algunas publicaciones debe ser meramente altruista y por lo tanto deben llegar al máximo posible de personas sin importar la vía.  Pero como no es así, prefiero no compartir en mi blog nada que sea ajeno a mi persona, aunque cuando publico un articulo que considero digno de compartir les estoy haciendo un favor a los autores.

Muchos tienen la capacidad de tomar aquí y allá y hacer composiciones para que parezcan suyos, pero en el fondo todos saben que han hecho una especie de colage para que termine pareciendo de su autoría. Y esto me hace recordar a  personas que en reuniones en las que se pide su intervención siempre esperan a que sea otro el primero en hacerlo para luego ellos modificar según convenga. No me gusta engañar y por eso casi siempre pongo los artículos tal cual los he leído en otras páginas, porque de lo contrario solo haría una especie de redundancia de las ideas de otros.

Los periodistas tenemos una gran sed deREconocimiento, porque al parecer es la única vía de obtener prestigio, y nos olvidamos que cuando estudiamos esta profesión tenemos la profunda necesidad de hacer cambios en los demás, de darles información y hacerlos pensar para que no estén indefensos ante la ignorancia, sea en el ámbito que sea. Pero con el paso del tiempo nuestras prioridades cambian y y nos importa más vigilar a los compañeros que publican sin mencionar la fuente que los políticos corruptos que roban y atropellan a los pobres;  y que los pobres que reclaman los robos y los atropellos de los corruptos.

Aveces me parece que esta crisis que vivimos los profesionales de la comunicación se debe a  que  sus intereses, o necesidades económicas,  los han hecho descuidar su verdadera misión, vigilar los poderes del estado, y por eso ahora estamos pagando este descuido.

Por lo que he decido que no me preocuparé publicando cosas de terceros con tal de no perder mi “audiencia” y mi visibilidad en las redes, es demasiado trabajo para no ganar nada. Cuando tenga alguna reflexión que considere merecedor de ser compartido con ustedes la pondré gustosa. Como tener este blog no me da ninguna ganancia no me importará que ustedes redifundan, todo lo contrario, me sentiría alagada. Siempre que mi nombre se dé a conocer, no supondrán que quemar mis neuronas tratando de escribir algo con sustancia va a ser de gratis.

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s